LA FRASE DEL MES

LA FRASE DEL MES: "Buscad la belleza, es la única protesta que merece la pena en este asqueroso mundo" (Ramón Trecet).

Tozal de Cubilars, (1957m). (12 de Abril de 2003)

Salida: Santa Cilia/Santa Zilia de Panzano (740m).
Llegada: Tozal de Cubilars o de los Buitres (1957m).
Desnivel: 1200m.
Cobertura de móvil: Mala o regular al principio y buena al final.

Ascensión realizada con Ramón.

Mapa de la zona y recorrido seguido hasta la cima.

INTRODUCCIÓN:

El Tozal de Cubilars constituye la segunda altura de toda la Sierra de Guara tras el Tozal de Guara, que con sus 2077m es el rey de este Parque Natural. Aunque son alturas modestas comparadas con sus vecinos de los Pirineos, el desnivel que es necesario para llegar a cualquiera de sus cimas centrales es siempre mayor a los mil metros, lo que no está nada mal.

RECORRIDO:

Para llegar a Santa Zilia, podemos coger el desvío que hay en la carretera Huesca-Barbastro hacia Loporzano y seguir la carretera pasando por varios pueblecitos o coger el desvío que hay en la misma carretera N-240 Huesca-Barbastro más adelante que indica hacia Liesa e Ibieca.

Llegamos a Santa Cilia de Panzano a eso de las nueve de la mañana y dejamos el coche una vez pasado el pueblo y el cementerio. Hay una gran explanada donde poder dejarlo.
Desde este lugar nos ponemos en marcha por una pista que hace aburrido el principio de la ascensión, pero que por otra parte hace más llevadero el desnivel.

Así pasaremos alrededor de una hora, por descampados y algunos pequeños arbustos rodeando la pista de ascenso. Esta pista llega a un punto donde si la seguimos nos lleva a la ermita de Arraro, del siglo XII. Nosotros ahora abandonamos la pista en este lugar, indicado, y empezamos ahora sí, la subida propiamente dicha. El sendero sube de manera decidida por entre el canchal y rodeado de bojes y otros arbustos. Caminamos por el sendero durante una media hora ganando altura hasta llegar a un curioso lugar, la "Cuesta del Pajarico" que nos llevará por un corto y duro repecho a unas surgencias que forman pequeñas balsas en escalones. Son los manantiales de Fondarrés. Es de todos sabido que la Sierra de Guara tiene como característica principal sus agujeros, filtraciones, cañones, dolinas y demás fenómenos geológicos que hacen que el agua pase de un sitio a otro a través de la roca; pues bien aquí podemos ver cómo el agua de la parte alta de Guara se ha filtrado y aparece en estas pequeñas piscinas escalonadas.

Pasados los Manantiales de Fondarrés, seguimos nuestra marcha hacia arriba, ya queda menos para llegar y el tiempo parece querer empeorar...Las nubes van bajando y la niebla junto al viento se hace más palpable con el paso de los minutos. Así pues aceleramos el paso ya que vemos en lo alto el Collado de Vallemona/Cuello Ballemona. Poco antes de llegar a él nos ponemos algo más de ropa para mitigar la sensación de frío causada por el viento que sopla del norte. Afrontamos el Cuello Ballemona, giramos a la derecha y ahora sólo resta seguir la cuerda que nos lleva por la divisoria entre la parte norte y sur de Guara hacia el Pico o Tozal de Cubilars. 

En el Cuello de Ballemona, al fondo se ve la cima.

En unos quince minutos desde el collado nos plantamos en la cima del Tozal de Cubilars y nos protegemos del viento aprovechando la pared de la caseta para comunicaciones que hay en la cima. Las vistas hoy no se pueden describir por la niebla que cubre casi todo, una pena pues se podría ver gran parte del Pirineo al fondo, los curiosos Llanos de Cupierlo abajo (dolinas kársticas por donde filtra el agua y luego aparece en los Manantiales de Fondarrés y otros sitios), el pico Cabeza de Guara quedaría cercano también a nosotros a la derecha, así como el Tozal de Guara, a nuestra izquierda.

Cima del Tozal de Cubilars, con su antena y la caseta.

Estamos poco rato en la cima, lo justo para comernos una manzana...pues el viento no hace agradable la estancia, además está comenzando a nevar, así que la barra que llevo en la mochila, jeje, debe esperar a que bajemos un poco más y prepararnos el bocata ya de vuelta en el coche.

No hay comentarios:

Publicar un comentario